Bioconstrucción

Bioconstrucción Solarpedia

Sin duda, la contaminante industria arquitectónica actual está comprometiendo la salud y seguridad de nuestro planeta. Por fortuna, la bioconstrucción se presenta, no solo como un método de construcción más sostenible, sino también como una disciplina que promete edificaciones más económicas y alucinantes que valen la pena conocer.

Tipos de Bioconstrucción

Para un listado más exhaustivo de bioconstrucciones alrededor del mundo clasificado por materiales, recomendamos visitar: Galería completa de casa de bioconstrucción

¿Qué es Bioconstrucción?

La bioconstrucción, también conocida como construcción natural, es un término general que connota cualquier método de edificación que se logra principalmente mediante el uso de materiales naturales, en contraposición a la construcción con materiales industriales o artificiales. Por supuesto, esta distinción se difumina cuando se examina cualquier material o técnica de construcción específicos, porque la influencia de la tecnología es omnipresente en el mundo actual. Aun así, vale la pena centrarse en aquellas formas de construcción que minimizan el uso de materiales que requieren una energía incorporada considerable para su fabricación o transporte.

Materiales Naturales de Construcción

Para enmarcarse dentro de lo que es el desarrollo sostenible, la Bioconstrucción hace gala de materiales ampliamente disponibles, renovables o reciclados. Es por ello, que el objetivo es construir con técnicas sencillas que no contaminen el medio ambiente, consuman combustibles fósiles, o extraigan innecesariamente recursos de la tierra, al mismo tiempo que se construye sin sacrificar la durabilidad, la comodidad ni salud de las estructuras. Tales técnicas, por su propia naturaleza, tienen un valor estético que tiende a mezclarse con el entorno y “sentirse” naturales.

Pero sin limitarse a lo anterior, la Bioconstrucción también hace énfasis en el diseño arquitectónico. La orientación estratégica de una casa, la utilización inteligente del clima local y las condiciones del sitio y la utilización de ventilación natural a través del diseño, reducen considerablemente los costos de construcción y tienen un impacto positivo en el medio ambiente. Construir de forma compacta para minimizar la huella ecológica es una técnica común, al igual que el manejo en el sitio de la adquisición de energía, la captura de agua en el sitio, el tratamiento alternativo de aguas residuales y la reutilización del agua.

Técnicas de Bioconstrucción

Hay tantas técnicas de Bioconstrucción en el mundo como climas y biorregiones. Y esto es así porque los materiales y las tecnologías utilizadas dependen en gran medida del clima y de los recursos naturales disponibles en el lugar donde se ubicarán las estructuras. La mayoría de los edificios naturales depende de un puñado de materiales elementales: como lo son la tierra (o arcilla), la madera, la piedra, la arena, la paja, el bambú o materiales reciclados. Según el clima con el que debe coexistir el edificio, estos materiales se pueden combinar de muchas formas para producir una estructura natural.

Las técnicas más comunes de bioconstrucción son:

Marcos de madera

Marcos de madera

El armazón de madera es una antigua tecnología de construcción natural que utiliza vigas pesadas y las une mediante uniones de mortaja y espiga fijadas con clavijas de madera, en lugar de madera de dimensiones más pequeñas unidas con clavos o tornillos. Los huecos abiertos de una pared de estructura de madera se pueden rellenar con fardos de paja, paja de arcilla ligera, mazorcas o cualquier otro material.

Estructura de postes y vigas

Postes y Vigas

Similar al anterior en el uso de maderas grandes para transportar el peso del techo y la pared en espacios más amplios, pero se basa en carpintería de herrajes de acero, más accesible para los constructores aficionados.

Construcción con Fardos de Paja

Construcción con Fardos de Paja

La construcción con fardos de paja consiste en apilar una serie de filas de balas de pasto seco (a menudo en uniones) sobre una base o cimentación elevada, con una barrera de humedad entre ellas. La superficie de los fardos, a menudo, se unen con alfileres de bambú o madera, o con mallas de alambre en la superficie, y luego la estructura completada es estucada o revocada usando formulaciones a base de cal o revoques de arcilla.

Construcción con Cob

Construyendo con Cob

El cob (o mazorca) es una mezcla de arena, arcilla y paja similar al adobe, pero los trozos de mazorca se aplican húmedos para construir una pared, un banco o como masa térmica alrededor de las estufas. Como esculpir una casa.

Paja con arcilla ligera

Paja con arcilla ligera

En esta técnica, la arcilla se mezcla con agua hasta obtener la consistencia de la pintura y luego se mezcla con paja suelta hasta que se recubre cada fibra de la pajita. Luego, la arcilla con paja se empaqueta en encofrados o cavidades de pared para su aislamiento. Una vez seca, la arcilla con paja densa se puede enlucir directamente con yesos de tierra o cal.

Construcción con sacos de tierra

Sacos de tierra

La arena o grava endurecida con arcilla también se puede empaquetar en bolsas de polipropileno o arpillera que se apilan para construir una pared de gran masa. La pared luego se enluce para proteger las bolsas de la degradación de los rayos UV. Su uso se presta a formas de paredes sinuosas y/o contrafuertes. Si bien las bolsas de arpillera son más difíciles de conseguir y las de plástico no son muy naturales, la energía incorporada de las bolsas de polipropileno es baja cuando se consideran una parte duradera de una casa.

Techo verde

Un techo vivo se basa en el suelo como masa protectora y aislante de los elementos, lo que permite que las plantas crezcan en la parte superior de un techo (ya sea cuidado como un jardín o dejado en estado silvestre). El suelo se acumula sobre una membrana impermeable en un techo extra resistente. El suelo y las plantas pueden ayudar a mantener un edificio fresco en verano y cálido en invierno utilizando los efectos naturales de la evapo-transpiración y la masa térmica. Bono: ¡cabras, ovejas, gallinas y conejos pueden mordisquear tu techo!

Zarzo y barro

Zarzo y barro

Los zarzos están hechos de madera o fibras flexibles y se tejen de manera suelta para crear una estructura subyacente para una pared (como una canasta de tejido suelto). A continuación, se aplica yeso sobre la acacia para terminar la pared y proporcionar masa térmica. La acacia de paja es una variación mejor aislada en la que las fibras largas de paja incrustadas en arcilla se tejen alrededor de montantes livianos y luego se enyesan.

Yeso de barro o de cal

Yeso de Barro o cal

La mayoría de las técnicas anteriores se rematan con un yeso natural. El yeso de barro está hecho de arcilla, arena y paja (y algunas veces de otras fibras y materiales como pelusa de totora, estiércol y pasta de trigo). El yeso de cal se hace con arena, cal hidratada y, a veces, fibra (paja, pelo de animal, etc.). 

La cal se fabrica calentando piedra caliza en un horno y se ha utilizado desde la antigüedad, aunque habitualmente se utiliza cal en bolsas producida industrialmente. El yeso de cal tiene una energía incorporada mucho más alta que la tierra y requiere más precaución en la instalación debido a su naturaleza cáustica, pero es mucho más resistente a la intemperie que el yeso de tierra y tiene menos energía incorporada que el estuco de cemento.

Beneficios de la Bioconstrucción

Aunque se base principalmente en técnicas antiguas y tradicionales, la Bioconstrucción sigue siendo relevante en el desarrollo arquitectónico contemporáneo por muchas razones que detallaremos a continuación.

Menos Contaminación

Casas de barro

Casi el 50% de la población mundial todavía vive en hogares de tierra. La calidad y resistencia de muchos materiales de construcción naturales compiten con sus contrapartes industriales y, por lo general, son mucho más baratos y están más disponibles a nivel local. La construcción industrial moderna ha reemplazado los sistemas de construcción tradicionales en muchas partes del mundo y es una de las industrias más consumidoras que generan toneladas de contaminación todos los días. Por el contrario, la Bioconstrucción tiene un impacto significativamente menor en el medio ambiente y, por lo tanto, atrae a cualquiera que quiera construir de manera más consciente, además de vivir y trabajar con materiales más saludables. Ofrece soluciones a las personas que desean apoyar e invertir en su comunidad.

Muchos de los innumerables problemas que afectan a la construcción industrial se resuelven o mitigan mediante la construcción natural. Debido a que utiliza la mayoría de materiales que pueden reciclarse o devolverse a la tierra una vez finalizada su vida útil, la Bioconstrucción reduce significativamente los desechos y la contaminación. Por esta razón, tiende a construirse dentro de la capacidad del entorno local. Además, cuando los constructores extraen recursos de su propia tierra o área local, tienden a tener más cuidado de no desperdiciar o causar más daño de lo absolutamente necesario.

Diseños Únicos

Hermosa casa de Bambú Solarpedia

En lugar de depender de los productos homogeneizados que produce la industria de la construcción, la Bioconstrucción favorece la personalización. Sus métodos tienden a favorecer enfoques de diseño que se mimeticen con la ecología del sitio. Los ángulos rectos, las superficies planas de un solo color, la uniformidad constante y otras construcciones industriales no existen en el mundo natural. En lugar de tratar de manipular los recursos de la naturaleza para que se ajusten a nuestra conveniencia y estética, la Bioconstrucción se centra más en acomodar esta irregularidad y singularidad en sus estructuras.

Mayor Cercanía

mayor cercanía

Al permitir que las personas se involucren en cada paso de un proyecto de construcción, la construcción natural ayuda a remediar la desconexión que muchas personas sienten entre los propietarios, los constructores y los diseñadores. Cuando se trabaja con materiales no tóxicos y con habilidades en su mayoría fáciles de aprender, todos pueden participar en los proyectos.

Debido a que involucran a muchas más personas, muchos sitios de construcción natural se benefician de la participación colectiva adicional. Esto demuestra cómo una relación más cercana con los materiales que se utilizan puede fomentar una relación personal con todo el proceso de construcción, así como con la estructura terminada.

Combinación con la arquitectura moderna

Combinación arquitectura moderna

A medida que la importancia de la construcción natural sigue creciendo, muchos pioneros están llevando las técnicas tradicionales y los materiales naturales a nuevas alturas. Lejos de ser una solución de “todo o nada” a los problemas de la edificación industrial, la edificación natural no significa que se deba descartar o ignorar los avances de la innovación moderna. No hay necesidad de estar limitados solo a los recursos que se encuentran en el sitio. En su lugar, las estructuras híbridas pueden aprovechar muchos materiales naturales diferentes y, en algunos casos, incluso los industriales apropiados. 

Con este tipo de integración, la Bioconstrucción puede incluir todas las comodidades y servicios que se encuentran en las estructuras modernas. Las técnicas de diseño modernas pueden incluso usarse para mejorar la eficiencia y la comodidad de las estructuras naturales y pueden facilitar la relación entre la estructura y el medio ambiente.

Materiales de Bioconstrucción

La Bioconstrucción apuesta por el uso de materiales naturales que sean abundantes, de rápida regeneración o reciclados, además de que no sean para nada tóxicos o que generen algún impacto positivo sobre el medio ambiente. Algunos de estos son los siguientes:

Adobe o barro

Ladrilllos de Adobe

El adobe es uno de los materiales de construcción más utilizados tanto en el pasado como en la actualidad. El mismo está formado por tierra mezclada con agua y en ocasiones con paja, para permitir una mayor resistencia. Para endurecerse, se coloca al sol y se deja secar. Luego se le da la forma deseada creando ladrillos que, junto con el barro y la argamasa, formarán un muro. El adobe es un material abundante y reutilizable, por lo que no es perjudicial para el medio ambiente. Además, tiene notables características térmicas y es extremadamente maleable.

Fardos de paja

Balas de Paja

La paja es un recurso renovable con excelentes propiedades aislantes que tiene el beneficio adicional de ser resistente al fuego. Las balas de paja también se utilizan como relleno para la construcción de estructuras de madera y también como capacidad de carga para soportar el peso del techo.

En definitiva, la paja tiene excelentes propiedades de aislamiento térmico, aproximadamente 3 veces más que los materiales tradicionales. En fardos es muy gruesa y requieren poca energía para ser fabricados. Pueden durar hasta 100 años y se queman más lentamente que la madera.

Cob

Cob

El Cob (mazorca en español) es un material sostenible cuyo uso se remonta desde la antigüedad y que se caracteriza por ser ecológico y multifacético. Las estructuras de cob están hechas con arcilla, arena y fibras añadidas como la paja. Luego, todo se convierte en un lodo rígido que se apila en mazorcas. Luego, los materiales se mezclan y se aplican sobre una base de hormigón o piedra.

Cordwood

Cordwood

La construcción con leña (en inglés cordwood) es un término utilizado para referirse a un método de construcción natural en el que trozos cortos de árboles descortezados se colocan transversalmente con mampostería (mezclados con Cob o Adobe para construir una pared). La leña, por lo tanto, se convierte en relleno para las paredes, generalmente entre los postes en una estructura de armazón de madera. La mampostería de leña se puede combinar con otros métodos (por ejemplo, tierra apisonada, cob o arcilla ligera) para producir combinaciones atractivas. La construcción con leña proporciona una masa térmica relativamente alta, lo que ayuda a minimizar las fluctuaciones de temperatura.

Madera

Construyendo con madera

La madera sigue siendo uno de los materiales de construcción más utilizados. Sin embargo, para poder utilizarse en bioconstrucciones, la madera debe ser renovable y recolectada de manera sostenible. Como tal se puede utilizar para la estructura del edificio, para paredes, pisos y techos, pero también para revestimientos, cornisas, pisos y acabados.

Además de ser sostenible y fácilmente reutilizable, la madera ofrece un excelente aislamiento térmico y protección contra el ruido. También ofrece buena flexibilidad en la fase de diseño, bajos costos y plazos de entrega cortos. También es antisísmica, resistente al fuego y mejora la calidad del aire de la casa al moderar la humedad.

Bambú

Construcción con bambú

El bambú es un material sostenible muy eficaz. Se utiliza en muchas aplicaciones de construcción debido a su resistencia y alta velocidad de regeneración (el bambú crece rápido). Además, se utiliza también como sustituto al hormigón. Se lo suele apodar como “acero vegetal” por su gran resistencia y flexibilidad. También se utiliza para crear pisos internos para edificios porque es relativamente duradero, e incluso, resiste los rayones.

Entre otras de sus virtudes, el bambú es un material muy resistente al paso del tiempo. También es suave y contiene un agente antibacteriano que no daña la piel. Reduce la inestabilidad hidrogeológica y reduce el efecto invernadero. Además, reduce la contaminación atmosférica y tiene una excelente capacidad de absorción de agua.

Piedra

Construcción con Piedras

La piedra es un material de construcción muy antiguo que se utiliza para construir cimientos, pasarelas, paredes, pisos y otros elementos relacionados con la decoración del paisaje. Sin embargo, la ingeniería estructural ha tomado en consideración este material solo en los últimos tiempos, pero a pesar de esto, su utilización está teniendo resultados mayoritariamente positivos.

La piedra es un material de construcción muy duradero y de bajo mantenimiento. Comparado con otros materiales, es fácil de usar y muy versátil, adaptándose a cualquier tipo de idea que se quiera implementar. Además, es buen aislante, estable y económica.

Sacos de tierra

Superadobe sacos de tierra

La tierra es el material de relleno más utilizado en la construcción de casas con sacos. Esta técnica de construcción suele recibir el nombre también de Superadobe. En él se utilizan bolsas apiladas de polipropileno o fibras naturales (como arpillera) llenas de tierra u otras mezclas sin un estabilizador, para formar zapatas, cimientos, paredes e incluso techos abovedados. 

En los últimos años, la construcción con sacos de tierra se ha convertido en una de las técnicas más populares de la Bioconstrucción. Su creciente fama se relaciona con el uso de un material abundante y fácilmente disponible, la tierra. Como es un material que, a menudo disponible en el sitio, es una técnica de construcción potencialmente económica, flexible y fácil de aprender y usar. Sin embargo, debido a que la tierra es un mal aislante, no se recomienda su uso en zonas con climas extremos. Es por ello que, actualmente, se están explorando otras variaciones de relleno, como la piedra pómez.

Tierra Apisonada

tierra apisonada

La técnica de la tierra apisonada se ha utilizado desde la antigüedad y consiste en el uso de materiales como tierra, arcilla o arena que son comprimidos en moldes para crear una superficie vertical plana. Una técnica similar denominada tierra apisonada estabilizada con cemento utiliza cemento Portland como aglutinante donde se mezcla para formar una especie de hormigón. Esta técnica utiliza suelo ordinario requerido para cumplir con ciertas especificaciones.

Materiales reciclados

Materiales reciclados o recuperados

El uso de materiales reciclados o recuperados ayuda a reducir los desperdicios generados por la construcción moderna que genera enormes cantidades de residuos durante el proceso de construcción. Los residuos de construcción recuperados suelen incluir madera, puertas, ventanas, tuberías, aislamiento, trozos de hormigón y hasta plásticos. El utilizar residuos reciclados en el proceso de construcción ayuda a reducir el impacto ambiental de las sociedades.

Bioconstrucción en el mundo

bioconstrucción mundo

Como ya se ha mencionado, las viviendas de construcción natural (o bioconstrucciones) utilizan materiales obtenidos localmente que son abundantes, renovables y están mínimamente procesados. Dichas edificaciones están diseñadas para adaptarse a su clima y geografía, proporcionando un refugio modesto que puede durar décadas, e incluso siglos.

Idealmente, estas estructuras, y el estilo de vida dentro de estas, están en equilibrio y armonía con su entorno. Los recursos utilizados para construirlos son tan abundantes que los impactos de su uso no son significativos o se reponen fácilmente durante la vida útil del edificio. En la siguiente colección presentaremos diversas casas construidas de forma natural clasificadas por continente y país.

Bioconstrucción en Latinoamérica

En esta sección presentamos bioconstrucciones famosas que residen en Latinoamérica.

Argentina

Brasil

Colombia

Panamá

Costa Rica

Bioconstrucción en Norteamérica

En esta sección presentamos bioconstrucciones famosas que residen en Anglo América.

Estados Unidos

Canadá

Bioconstrucción en Europa

En esta sección presentamos bioconstrucciones famosas que residen en Europa.

Reino Unido

Bioconstrucción en Asia

En esta sección presentamos bioconstrucciones famosas que residen en Asia.

Irán

Japón

Bioconstrucción en Oceanía

En esta sección presentamos bioconstrucciones famosas que residen en Oceanía.

Australia

Nueva Zelanda

Solarpedia